arcon-antiguo-de-roble-tallado

Encuentran la posible causa de la sordera de Goya

El pintor fue golpeado por una enfermedad misteriosa en la década de 1790, y su trabajo se hizo cada vez más oscuro durante los últimos años de su carrera. En el otoño de 1792, cuando tenía 46 años, Goya cayó enfermo, los médicos de la época diagnosticaron el problema como cólicos. El invierno siguiente, tuvo que estar postrado en la cama por misteriosa enfermedad. Le tomó casi dos años recuperarse, y quedó sordo para el resto de su vida.

Goya

Autorretrato de Goya (1815) Fuente

Ahora Ronna Hertzano, una especialista en audición de la Universidad de Maryland, está tratando de llegar al fondo de esta enfermedad. Cada año, la Historical Clinicopathological Conference encarga a un doctor la diagnosis de las dolencias de un paciente desconocido, en anteriores años han tratado personajes como Charles Darwin.

Para este reto Hertzano recibió detalles sobre la condición de Goya sin que le dijeran su identidad, y le pidieron que le diera un diagnóstico. Las cartas de amigos muestran que Goya, entonces un renombrado retratista de la Corte Real, se quejaba de un zumbido en sus oídos que posteriormente se convertiría en sordera absoluta. También tenía dificultad para mantener el equilibrio, escribió que no podía subir o bajar las escaleras sin sentir perdidas de equilibrio.

Alucinaciones y parálisis

El mismo Goya reportó dificultad para ver y fuertes dolores de cabeza, y mientras estaba encamado tenía alucinaciones y parálisis episódica. En 1975, escribió a la Real Academia de San Fernando diciendo que ya no podría ejercer la docencia allí porque ya no podía escuchar lo que decían, dice Janis Tomlinson, historiadora de arte de la Universidad de Delaware.

Debido a que Goya perdió la audición en ambos oídos, Hertzano dice que lo más probable es que la enfermedad se hibiese extendido a los oídos desde el cerebro. Infecciones como la meningitis o la sífilis pueden hacer esto, pero no encajan exactamente con su caso.

Hertzano sospecha una rara enfermedad autoinmune llamada síndrome de Susac, que se caracteriza por alucinaciones, parálisis y pérdida de la audición, síntomas presentes en Goya.

Fantasmas y brujas

El síndrome de Susac es causado por el sistema inmune que ataca los revestimientos de pequeños vasos sanguíneos. La inflamación resultante en el cerebro puede causar dolores de cabeza y alucinaciones, mientras que el daño al suministro de sangre a los ojos y los oídos puede llevar a cambios visuales y sordera. La condición por lo general dura alrededor de uno a tres años.

Goya sobrevivió a su enfermedad, y en 1799 publicó “Los Caprichos”, una colección de 80 grabados que representaban fantasmas, brujas y visiones de pesadilla. Los expertos afirman que esta colección no fue vista por sus contemporáneos como resultado de su dolencia sino que lo han considerado una sátira a las creencias populares de la época. 

técnicas de grabado

Francisco de Goya, Capricho 43/El sueño de la razón produce monstruos (1797-1799). Aguafuerte y aguatinta.

Fuente: https://www.goyaenelprado.es/

técnicas de grabado

Francisco de Goya, Capricho 39/Asta su abuelo (1797-1799). Aguatinta.

Fuente: Ibíd.

técnicas de grabado

Francisco de Goya, Capricho 37/Si sabrá más el discípulo? (1797-1799). Aguafuerte, aguatinta bruñida y escoplo (o buril)

Fuente: Ibíd.

Fuente: 

www.newscientist.com